Compartir

 

* Dice el ex alcalde que competirá por Acapulco en 2021; “ojalá y Aguirre también lo haga, para que se enfrente, a ver si va a andar en sus cinco sentidos”, expresa

ROBERTO RAMÍREZ BRAVO    /

 

Acapulco, 20 de enero de 2020. El ex gobernador Zeferino Torreblanca Galindo estalló ante la mención de su sucesor en la gubernatura, Ángel Aguirre Rivero, como aspirante a la alcaldía de Acapulco en la elección de 2021.

“Como dicen en la Costa, miéntame hombres”, dijo.

Luego matizó: “Bueno, de una vez, si ganó cualquiera, Ángel Aguirre… ¿qué quiere ser, presidente municipal? Sería muy bueno, que se enfrentara a ver si va a andar en sus cinco sentidos, a ver si ya se rehabilitó, para empezar. Porque no es igual que el estado, que lo representaba la señora, yo espero que aquí como presidente municipal haga la tarea. Ojalá y se anime, me gustaría que se animara, porque tiene conocimiento político y también para robar. Es especialista. Y se lleva a los Hughes. Sería bueno que los Hughes fueran sus coordinadores de finanzas y que le manejaran el dinero… Que Dios lo bendiga, y ahora sí, me reservo mis comentarios”.

Torrebanca Galindo respondió así en la sesión de preguntas y respuestas donde acompañó a la regidora María Elbjorn Trani a la presentación de su informe de actividades ante los medios de comunicación.

Antes, en una respuesta de reporteros acerca de si estaría dispuesto a buscar por tercera ocasión la presidencia municipal de Acapulco –desde que dejó de ser gobernador fue candidato por el PAN y luego por el PT-, Torreblanca Galindo dijo que sí participará.

Los problemas de Acapulco, dijo, no se van a resolver, pero para enfrentarlos “se requeriría, y no me estoy autoproponiendo, una persona como yo, que no tenga futuro político, que no tenga necesidad, que verdaderamente requiera enderezar al puerto”. Dijo que el puerto requiere un alcalde o alcaldesa “que se dedique a sacrificarse y empezar a enderezar el rumbo”.

El ex gobernador hizo un balance de la situación que enfrenta el gobierno municipal en estos momentos y criticó a la alcaldesa Adela Román Ocampo, de quien dijo que no tiene conocimiento de administración pública y que habría sido mejor que hubiera sido regidora. Criticó la llamada reingeniería administrativa, que, remarcó, está encabezada por un personaje del pasado Ib Joseph Zetina –a quien un reportero señaló de haber sido operador electoral de fraudes en favor del PRI-, y que, aseguró Torreblanca, no se va a poder llevar a cabo por falta de tiempo.

Dijo que si se reúne un grupo de gente (notable, se entiende) y el propio presidente y le dijeran “oye, Zeferino, échanos la mano, yo le entro”, pero consideró que sería triste y lamentable que pasen tres años de pleitos, de ahorros, de jaloneos, de reducción del presupuesto, de generar conflictos políticos porque a algunos no les va a gustar.

“¿Y luego quién viene? Ya lo vivimos: dejamos peladita y en la boca la administración pública, y el que ganó después de mí, creyó que ganó porque era muy inteligente; y ahí está igual de corrupto”, dijo, en aparente alusión a su sucesor en la alcaldía, Alberto López Rosas, quien hizo campaña con una imagen suya sobre una pila de libros, y la frase: “Un presidente inteligente”.

 

Compartir:

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here