Compartir

En conferencia de Prensa realizada en la Sala de Juntas José Francisco Ruíz Massieu del PRI estatal, el presidente tricolor Esteban Albarrán Mendoza, dió a conocer la postura del CDE de Guerrero, en torno al Primer Informe de Gobierno que presentó el presidente de la República Andrés Manuel López Obrador.

Acompañado por la secretaria general Gabriela Bernal Reséndiz; el delegado político del CEN del PRI, José Marco Antonio Olvera Acevedo e integrantes del CDE del PRI Guerrero, Albarrán Mendoza, mencionó que “hoy el país se encuentra sumergido y agobiado por la incertidumbre que han generado las políticas y acciones del gobierno federal actual”.

Agregó que en el PRI, ven con preocupación las cifras alegres que dio el presidente Andrés Manuel López Obrador, durante la presentación de su informe de gobierno, ya que éstas contrastan con la realidad que viven millones de familias mexicanas.

Dijo compartir y respaldar la postura de la dirigencia nacional, que encabeza Alejandro Moreno Cárdenas, en el sentido de ser una oposición responsable, clara, firme, contundente y propositiva ante los hechos y las circunstancias que hoy padecen millones de mexicanos, con quienes se solidariza.

El dirigente estatal Esteban Albarrán, apuntó que “la realidad que enfrentamos a diario, es distinta con lo dicho en el informe presidencial, la inseguridad ha ido en aumento, la pérdida de empleos, la cancelación y falta de obras de infraestructura que detonen el desarrollo del país, la falta de respeto a los derechos humanos de los sectores más desprotegidos, la carencia de medicinas en hospitales del sector salud para enfrentar enfermedades específicas y mortales, el cero crecimiento de la economía en los últimos nueve meses; aquí mismo en Guerrero, la falta de apoyos e incentivos al campo y fertilizante para los campesinos, la falta de programas sociales con rumbo, en fin, estamos ante un debilitamiento de las instituciones que el PRI junto con importantes sectores de la sociedad ayudó a construir”.

Agregó, que el PRI no debe permitir que el país retroceda en la construcción de un México sólido, fuerte y respetado en el ámbito internacional, porque con las medidas que implementa el gobierno actual, el mundo nos ve y clasifica como un país a la deriva, sin certidumbre en lo económico, lo político y lo social, que no garantiza ni fomenta la inversión, ni genera condiciones que establezcan una paz social consolidada.

Continuó diciendo que el PRI como partido de oposición a nivel nacional, debe ser congruente y firme con sus postulados e ideología, firme ante las malas decisiones y engaño a los mexicanos, responsables, constructivos y asertivos en su postura ante el menoscabo de las instituciones, el Estado de Derecho y las garantías individuales, ganados y erigidos con tanto esfuerzo en las últimas décadas.

Albarrán Mendoza, recordó también la postura y el sentir de los grupos parlamentarios priistas que los representan en ambas Cámaras de Diputados y Senadores en el Congreso de la Unión.

Enfatizó que “no se puede gobernar solo con buenas intenciones, ni basando la acción gubernamental en caprichos personales que se antepongan al interés nacional. Como partido, exigiremos atinadas acciones y resultados de gobierno y no más populalismo del Ejecutivo Federal”.

Puntualizó que en el PRI a nivel nacional, ven una sociedad agraviada, que no tiene medicinas ni atención médica oportuna, mujeres violentadas y sin justicia, incertidumbre en las inversiones, falta de generación y pérdida de empleos lo que acarrea cero crecimiento de la economía, debilitamiento del federalismo tratando de someter y condicionar la autonomía de los estados, vemos un vacío e ineficacia de políticas públicas que combatan efectivamente y de manera clara la corrupción, errónea implementación de medidas contra la migración que quieren convertir a México en un llamado Tercer País Seguro, lo cual rechazamos de manera firme.

Al dirigente estatal, dijo preocuparle la acción del gobierno federal, donde impera la improvisación, la falta de sensibilidad para operar y cubrir las demandas sociales; en donde se muestra la arrogancia y la soberbia que les nubla la vista para ver la realidad por la que atraviesa el país.

Finalmente, Albarrán Mendoza sentenció que “como mexicanos y priistas que amamos a nuestro país, sí estamos a favor de un México más justo y más equitativo, que tenga soluciones viables y efectivas a los grandes problemas nacionales. Continuaremos siendo una oposición constructiva, que fomente el diálogo y la discertación de ideas y propuestas basadas en la realidad.

El Comité Directivo Estatal en Guerrero, respalda la posición de nuestra dirigencia nacional, y contribuiremos a la defensa y fortalecimiento de las instituciones, la justicia y bienestar de los mexicanos y al desarrollo del pais”.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here